fbpx

Medicina alternativa y suplementos nutricionales

Medicina alternativa

La medicina convencional, que se enseña en las escuelas de medicina y se aplica en las EPSs (Empresas Promotoras de Salud), se le denomina medicina alopática.

La medicina alternativa, también se conoce por varios nombres, debido a que son muchos los tipos de terapias que hacen parte de la misma. Medicina natural, medicina integrativa, medicina holística, medicina funcional son algunos de ellos.

La salud no es simplemente la ausencia de enfermedad, es más bien un estado de bienestar psíquico, orgánico, social y espiritual, y cualquier tipo de medicina que se practique debe promover todos estos aspectos de la vida humana.

Para el 2005 en África un 80% de la población utilizaba este tipo de medicina, en China alrededor del 40%, en Canadá un 70%, EEUU 43%, sin tener datos epidemiológicos exactos para Latino América (Montoya, 2006).

Tipos de Medicina Alternativa.

Vamos a señalar algunos de las terapias alternativas más utilizadas.

Naturopatía.

Esta medicina utiliza la fuerza curativa de la naturaleza para mantener y restaurar la salud corporal y mental.

Utiliza la nutrición, la botánica y la psicoterapia como pilares esenciales, y se complementa con la homeopatía y la acupuntura que veremos más adelante.

naturopatia

Quiropraxia.

La actividad se centra en localizar y eliminar interferencias a las que se les denomina subluxaciones, que son problemas musculoesqueléticos que producen interferencias con la función correcta de algunos órganos.

La terapia consiste en manipular el cuerpo con masajes y técnicas de movimiento, para ejercer ajustes, estiramientos que mejoran la salud corporal y mental.

Medicina alternativa y suplementos nutricionales 1

Homeopatía.

La palabra deriva del griego “homios” que significa como, y “pathos” que significa sufrimiento.

La homeopatía fue planteada hace más de 200 años por el médico alemán Samuel Hahnemann, él planteó que la salud – enfermedad funciona con la “ley de los similares”.

La “ley de los similares” se basa en una teoría en la cual, si una cantidad grande de una sustancia causa síntomas en una persona sana, una cantidad menor de la misma sustancia puede utilizarse para tratar a una persona enferma.

Las cantidades menores se emplean en diluciones que se identifican con las letras X o D, dependiendo la procedencia del medicamento, Estados Unidos o Europa respectivamente.

Medicina alternativa y suplementos nutricionales 2

Medicina tradicional China.

Se basa en el concepto de que la energía de la fuerza vital “Chi” es el centro de las funciones vitales. La salud es resultado de un flujo equilibrado y armonioso del “Chi” y la enfermedad es resultado de trastornos de este flujo.

La salud también requiere el equilibrio entre fuerzas intangibles opuestas el “yin” y el “yang”. El cuerpo es visto como un reflejo de la naturaleza.

Según la teoría hay cuatro sustancias fundamentales para lograr la salud: sangre, esencia de la vida (Jing), espíritu (shen) y líquidos corporales diferentes a la sangre.

En este tipo de terapia la nutrición tiene un papel importante por sus características de obtención de nutrientes y el ayuno.

Los alimentos se clasifican de acuerdo a su sabor (agrio, amargo, dulce, picante y salado) y sus propiedades (fresco, frío, templado, caliente y sencillo), y estas características tienen mucha importancia para lograr el equilibrio entre el ying y el yang.

Además, existe el concepto de los meridianos, que son canales invisibles que conducen el Chi y la sangre a través del cuerpo, por donde se canaliza la energía. Los órganos no se toman como concepto anatómico, sino como campos energéticos.

medicina tradicional china

Acupuntura.

La acupuntura se conecta con la medicina tradicional china, ya que utiliza la inserción de agujas finas, en puntos específicos para estimular el “Chi”.

La idea es que mediante el restablecimiento del “Ying” y el “Yang” se trate el desequilibrio orgánico que conduce a la enfermedad.

acupuntura

Medicina Ayurveda.

La medicina ayurveda tiene más de cinco mil años de antigüedad y se originó en la India.

Similar a lo que ocurre en la medicina tradicional China, en la medicina ayurveda la enfermedad se origina en el desequilibrio de tres fuerzas: Pitta (fuego), Veta (viento) y Kapha (tierra).

La nutrición y el ayuno son importantes para lograr este equilibrio.

Ayurveda

Suplementos Dietarios y medicamentos funcionales.

Según la Food and Droug Adminsitration (FDA) un suplemento dietético es una sustancia que se toma por vía oral y que tiene como objetivo aumentar el valor nutricional de la dieta (Mahan & Raymond, 2017).

Los medicamentos funcionales por otro lado, son sustancias que se administran por vía oral y que tienen compuestos bioactivos o fitoquímicos, que tienen alguna actividad biológica positiva en el cuerpo humano (Mahan & Raymond, 2017).

Según los estudios este tipo de productos es empleado por la población para tratamiento de dolor crónico, alteraciones digestivas, depresión, ansiedad, trastornos del sueño y salud ósea, la industria a crecido constantemente durante los últimos 30 años.

Uno de los inconvenientes que tienen estos productos, es que no tienen el mismo nivel de regulación que los medicamentos, muchos de ellos son de venta libre, pero, al igual que los medicamentos, tienen potencial de causar efectos adversos.

Sin embargo, hay certificadoras privadas que verifican la calidad y seguridad de los productos de ciertas líneas, por ejemplo, Certificación IFOS para los Omegas 3.

Los suplementos multivitmínicos y los antioxidantes son los productos más utilizados.

Hay que tener en cuenta que los estudios han demostrado resultados contradictorios y en ocasiones negativos; por ejemplo, altas dosis de β caroteno en fumadores se ha relacionado con cáncer en consumidores de altas dosis altas de vitamina E y Vitamina A.

Suplementos nutricionales y uso en algunas patologías.

  • Vitamina B6 (piridoxina): anemia sideroblástica, hiperhomocisteinemia, degeneración macular relacionada con la edad, hipertensión arterial, litiasis renal, vómitos inducido por el embarazo.
  • Vitamina B12 (cianocobalamina): anemia perniciosa, degeneración macular relacionada con la edad, algunos tipos de neuropatías y suplementación en veganos.
  • Vitamina C: potencia la absorción de hierro, prevención de algunos tipos de cáncer, mejorar la respuesta inmune, hipertensión arterial, artrosis, quemaduras.
  • Vitamina D: hipoparatiroidismo, psoriasis, varias enfermedades del sistema óseo, prevención de algunos tipos de cáncer, prevención de caries dental, coadyuvante en algunas enfermedades neurológicas, fortalecimiento de la respuesta inmune.
  • Vitamina E: coadyuvante en el deterioro cognitivo en la enfermedad de Alzheimer, y Enfermedad de Parkinson, pacientes con hemodiálisis, reducir la toxicidad de algunos medicamentos, tratamiento del dolor en artritis reumatoide, tratamiento de enfermedad poliquística de la mama y ovario poliquístico.
  • Ácido fólico: hiperhomocisteinemia, toxicidad por metotrexato, prevención de enfermedades neurológicas congénitas, depresión, hipertensión.
  • Calcio: dispepsia, insuficiencia renal (quelante del fósforo), osteoporosis, prevención de algunos tipos de cáncer.
  • Cromo: coadyuvante en el tratamiento de la diabetes y la resistencia a la insulina, hiperlipidemias.
  • Hierro: anemia ferropénica, coadyuvante en insuficiencia cardiaca.
  • Magnesio: Interviene en más de 300 reacciones químicas en el cuerpo humano, se utiliza en caso de anemias, arritmias, asma, fibromialgia, migraña, preeclampsia y otros trastornos.
  • Selenio: antioxidante, tiroiditis autoinmune.
  • Zinc: enfermedad de Wilson, déficit inmunológico, degeneración macular relacionada con la edad, acné, anorexia nerviosa, trastorno de déficit de atención (TDA), quemaduras, dermatitis seborreica, depresión, dermatitis, osteoporosis, úlceras pépticas.
  • Ácido Alfa Lipoico: arteriosclerosis, trastornos cardiovasculares, hipertensión arterial, problemas respiratorios y neuropatía de diverso origen.
  • L-Arginina: disfunción eréctil, enfermedad arterial periférica, preeclampsia.
  • Coenzima Q10: degeneración macular relacionada con la edad, insuficiencia cardiaca, neuropatía diabética, VIH, hipertensión arterial, migraña y Parkinson.
  • Creatina: mejorar desempeño muscular.
  • DHEA: depresión, disfunción sexual.
  • Omega 3: enfermedades cardiovasculares, enfermedades osteoarticulares, asma, caquexia, psoriasis, autismo, artritis reumatoide.
  • Glucosamina: artrosis.
  • Glutamina: Quemaduras, traumatismos, trasplante de médula ósea, enfermedad inflamatoria intestinal.
  • Melatonina: Insomnio.
  • N-acetil-cisteína: tos, bronquitis, hiperhomocisteinemia, neuropatía.
  • Probióticos: depresión, ansiedad, enfermedad inflamatoria intestinal, disbiosis, dermatitis, diarreas, leucorreas.
  • Extracto de Arándano: prevención y tratamiento de infecciones urinarias.
  • Echinacea angustofolia: resfriado común, candidiasis vaginal, otitis.
  • Ajo (garlic): hiperlipidemias, déficit de funciones cognitias, síndrome premestrual, enfermedad vascular periférica, vértigo, glaucoma, retinopatía diabética.
  • Té verde (Camellia sinensis): hiperlipidemias, enfermedad arterial coronaria, prevención de algunos tipos de cáncer y coadyuvante en el manejo de la obesidad.
  • Cardo mariano (Silimarina): enfermedades hepáticas.
  • Cúrcuma: enfermedad de Alzheimer, cáncer colorrectal, artritis reumatoide.

Dr. Andrés Naranjo Cuéllar.

Médico y Cirujano.

MsC en Nutrición.

Asesoria nutricional.

Bibliografía

Mahan, K., & Raymond, J. (2017). Dietoterapia Krause (Elsevier, Ed.; 14th ed.).

Montoya, D. (2006). MEDICINA ALTERNATIVA Y TERAPIAS COMPLEMENTARIAS CARACTERIZACIÓN OCUPACIONAL.

 

!Déjanos tu comentario!

Blogs Recientes

¡Síguenos!

Blogs del mes